Asesoría de empresas en Las Palmas

Moratoria en el pago de las cuotas Hipotecarias

20 Mar

Moratoria en el pago de las cuotas Hipotecarias

Otra de las medidas incluidas en el Real Decreto Ley 8/2020 de 14 de marzo para paliar las consecuencias derivadas de la crisis sanitaria que estamos padeciendo a consecuencia de la pandemia por el coronavirus COVID 19, es la de establecer una moratoria en las hipotecas de la primera vivienda y con carácter prorrogable para asegurar la protección de los deudores hipotecarios en situación de vulnerabilidad, evitando así la pérdida de sus viviendas.

Esta medida está pensada para aquellos que hayan visto drásticamente disminuidos sus ingresos por haber sido alcanzados por el contagio del coronavirus, que estén en situación de desempleo o que sean empresarios y profesionales autónomos que se hayan quedado sin trabajo y perdido su fuente de ingresos por culpa del confinamiento al que estamos sujetos.

En definitiva, lo que el Real Decreto adopta es una medida para asegurar la protección de los deudores hipotecarios en situación de vulnerabilidad y es en ello donde reside la clave para saber quiénes pueden acogerse o no a esta medida, es decir, quién se considera vulnerable a ojos de la ley pues, la epidemia del COVID19 está provocando un cataclismo en las economías domésticas de todo, sin embargo, no todos resultamos beneficiados por esta moratoria.

Así pues, la ley habla de personas que padecen extraordinarias dificultades para atender su pago como consecuencia de las crisis del COVID 19 y define quiénes son vulnerables en su artículo 9, entre los que se encuentran personas que han perdido su empleo, profesionales o empresarios que hayan sufrido una pérdida SUSTANCIAL de sus ingresos o una caída SUSTANCIAL de sus ventas, aquellos cuyos ingresos de la unidad familiar no superen los límites recogidos en dicho articulado en el mes anterior a la solicitud de la moratoria (con las especialidades recogidas para determinados discapacitados, enfermos e incapacitados para toda actividad laboral), etc.

Las condiciones subjetivas y objetivas exigidas por el Real Decreto para otorgar el beneficio de la moratoria son múltiples y variadas, debiendo para ello estudiar cada caso concreto para conocer la situación personal de cada uno y comprobar si cumple o no con dichas condiciones, sin perjuicio de los conflictos que puedan surgir con posterioridad en la práctica dado que estamos viviendo una situación extraordinaria que ha conllevado la aplicación de medidas totalmente extraordinarias y urgentes en las que, en muchas de ellas se constatan lagunas que no podrán ser resueltas de manera inmediata.

Como siempre, quedaremos a su disposición para valorar su derecho o no a acogerse a estas medidas, para lo que, como es costumbre, rogamos solicite una cita en nuestro departamento jurídico y, una vez levantado el Estado de Alarma, le atenderemos personalmente en nuestras oficinas.